Archivos de la categoría Sin categoría

El único miembro acogedor de la nobleza es la marquesina

¿Has oído hablar de “El Cabrero”?

Yo reconozco que únicamente en un concierto en directo de Reincidentes. Doy fe que no solo no me gusta el flamenco sino que estoy cerca de odiarlo sinceramente, pero personajes como José Domínguez, “El Cabrero”, trascienden de los géneros musicales… solo hay que oir/leer las letras.

Hoy (27 de enero de 2014), en “Hoy empieza todo” de Radio 3 (¡oé!), han entrevistado a Eduardo Izquierdo, autor de una biografía novelada de “El Cabrero”: “Debo ser muy buena presa (cuando tengo tantas escopetas apuntándome)“.

Todo un (re)descubrimiento en el que merece profundizar.

iBeacon: localización cercana para el “Internet de las cosas”

Hace tiempo leí algún artículo sobe iBeacon y tampoco le presté demasiada atención. Ahora he vuelto a encontrarme con algún artículo más y, bueno, parece que las cosas avanzan.

¿Qué es el iBeacon?

Lo primero, no confundir con el iJam ;). iBeacon es un sistema de localización para locales que funciona sobre Bluetooth (sobre Bluetooth Low Energy o Bluetooth 4.0).
Es una tecnología de Apple pero que es compatible con dispositivos Android.

Es decir, que gracias a tu teléfono, detecta donde te encuentras exactamente en una tienda, si en la sección de camisetas o de zapatillas, y es posible realizar acciones basadas en tu localización.

Usos de iBeacon (Vía Gigaom)
Usos de iBeacon (Vía Gigaom)

¿Para qué se utiliza?

De entrada, parece que el máximo interés está en la parte comercial. Poner puntos que detecten tu teléfono y envíen cupones de oferta en base a tu localización, tu histórico de compras o información que hayas proporcionado previamente a la tienda.

También puede usarse para realizar los pagos con tu teléfono móvil de forma automática: al salir de la tienda detecta lo que llevas y realiza el cargo correspondiente.

iBeacon frente a NFC

¿Alguien se acuerda del NFC? Íbamos a pagar todo con el móvil, lo íbamos a usar como tarjeta e iba a ser la panacea. Yo al menos lo he usado para compartir fotos, eso sí ;)

iBeacon y NFC tienen el mismo objetivo y con medios similares, aunque hay diferencias. La principal es el alcance de iBeacon frente a NFC. iBeacon alcanza los 50 m, y el NFC apenas alcanza 4 cm si queremos que funcione correctamente.
Además, el NFC requiere que el móvil disponga de chip NFC para manejar las comunicaciones NFC mientras que iBeacon usa Bluetooth, que está muchísimos más extendido.

Entonces, ¿es iBeacon el futuro?

Pues tanto como NFC u otras opciones ya muertas (¿recordáis cuando bombardeaban con mensajes SMS al pasar cerca de un stand?).
Parece evidente que existe esa necesidad, ser capaz de enviar y recibir información en base a una localización precisa y los gustos e históricos del usuario.
Obviamente a parte de esperar a ver cuál es la tecnología que finalmente se lleva el gato al agua, hay evidentes consideraciones de privacidad que, vista la historia reciente, no tendremos ningún problema en vender por un descuento del 25% en unos pantalones.

Algunas referencias

Parafraseando a Coco Chanel, “tecnología moda es todo lo que pasa de moda”

Hechos para (no) durar

Todo tiene un antes y un después, pero el después cada vez llega antes.

Queremos lo último y lo último es lo de hace días, semanas y, a lo sumo, un par de meses. Porque productos de 2-3 años de antigüedad son del pleistoceno.
Quizá por esto, el sal con algo rápido aunque no sea perfecto (a veces ni siquiera bueno) que se utiliza con los servicios web para adelantarse a la competencia se ha trasladado también al hardware.

Las versiones 0 fallan más que nunca: coches con defectos de fábrica que provocan averías de cientos de euros, terminales móviles con graves problemas conocidos… Y da igual.
Da lo mismo porque las noticias del día siguiente cubren lo que ha pasado hoy. Pasa con los desastres naturales, las guerras, los coches, los muebles, los smartphones y con todo. ¿Por qué preocuparse de la calidad si nadie lo valora? Queremos algo lucido, exclusivo si puede ser (a la par que barato/asequible) y sobre todo nuevo. Ya nos encargaremos luego de defenderlo de los fallos, a fin de cuenta nos hemos dejado un dinero en él.

Hace 3 días se me cayó el teléfono por segunda vez en 10 meses (Google Nexus 4 / LG E960). La 1a vez me hizo un pique en la pantalla. La 2a vez la pantalla se ha hecho añicos y el teléfono ha quedado inutilizado. Suelo ser bastante cuidadoso con todo y más con algo que me ha costado 300 € y que, francamente, estaba disfrutando… es mi primer smartphone.
Que la mitad de la superficie de un teléfono así sea tan frágil da que pensar. Que repararlo cueste 100 €, también.

Google Nexus 4 crack

Y no, no pienso pasarme a iPhone.

Por cierto, y por si alguien tiene interés en los temas de obsolescencia programada, podéis echar un ojo al documental “Comprar, tirar, comprar“. Recomendable aunque lo miréis con ojos críticos.

Los futbolistas tienen una carrera corta

Los futbolistas tienen una carrera corta y eso es, entre otras cosas, lo que permite justificar algunos salarios.

A raíz de la salida de Javi Martínez del Athletic, me entró curiosidad por saber cómo de corta puede ser la carrera de un futbolista de primera división… y si lo sé, entreno más de pequeño :(

Por ejemplo, vamos a intentar ser estrellas del fútbol desde nuestros salarios:

Salario mes Salario año Nº de años para ser una estrella
(por 1 año)
Salario mínimo 747,30 € 8.979,60 € 835 años
Salario normal 1.800,00 € 21.600,00 € 347 años
Salario medio-alto 3.500,00 € 42.000,00 € 179 años
Directivo 12.500,00 € 150.000,00 € 50 años
Futbolista normal 62.500,00 € 750.000,00 € 10 años
Estrellita 250.000,00 € 3.000.000,00 € 3 años
Crack 625.000,00 € 7.500.000,00 € 1 año

Es decir, si un currito de las cruzadas bajo el yugo del rey de Jerusalén, Balduino IV, hubiese descubierto el elixir de la eterna juventud, y hubiera llegado vivo hasta nuestros días, trabajando eso si, entonces, y solo entonces, tendría la opción de sentirse como un astro del firmamento futbolístico durante 1 año (para los que no tengáis muy fresco que ocurrió en 1177)

Si en lugar de iniciar la I Guerra Carlista, Santos Ladrón de Cegama, al que supondremos un cargo medio, hubiese seguido trabajando hasta hoy, podría ganar lo que una estrella de fútbol en un año (otros hechos importantes de hace 1833).

Si en 1962, el bueno de J.F Kennedy, en lugar de colaborar en la llamada crisis de los misiles, se hubiera preocupado de mantenerse vivo hasta hoy, habría ganado lo mismo que un crack del fútbol en un año (otros hechos importantes de hace 1962).

No es que los futbolistas tengan carreras muy cortas, es que la vida laboral de los demás puede ser muy larga… y eso si que entristece a cualquiera.

Actualización 2014.10.09: ¿Cuánto cobra como mínimo un futbolista de Primera División?
Cito:

Los futbolistas de la Primera División española cobrarán este año un mínimo de 129.000 euros, más de 14 veces el Salario Mínimo Interprofesional (9.034 euros anuales), mientras que los de Segunda División A no percibirán menos de 64.500 euros, según fija el convenio colectivo que regula esta actividad publicado por el Boletín Oficial del Estado (BOE), que prevé una revalorización para la temporada 2015/2016 de acuerdo con el IPC.